martes, 13 de febrero de 2018

¿Me lo prestas?

El egocentrismo, el egoísmo y el sentimiento de posesión extremo es algo que vemos a diario en las aulas y en los parques ya que es un rasgo característico de todos y cada uno de nosotros/as pero que con la maduración va desapareciendo. Hay niños/as más egoístas que otros y que les cuesta más aprender a compartir y aquí entran en juego herramientas como este libro. 
"¿Me lo prestas?" es un álbum ilustrado autopublicado gracias a una campaña de Crowdfunding en Verkami. Ha sido escrito por Sara Laso e ilustrado por Marta Mayo, ya conocida por álbumes como "Lágrimas bajo la cama".


Sara Laso además de crear este bonito libro es la autora del blog educativo y literario que lleva por nombre En un abrir y cerrar de hojas, si queréis seguirla os dejo su página de Facebook (Click aquí), su canal de YouTube (Click aquí) y su Instagram @enunabrirycerrardehojas (click aquí)

Lucas es el protagonista de esta historia un niño que no estaba muy acostumbrado a compartir y cada vez que alguien se acercaba a sus juguetes, a su abrigo, a sus pinturas gritaba: ¡¡¡¡ESO ES MÍO!!!! Esto empezó a desplazar a Lucas de todos sus compañeros ya que si no quería compartir nadie quería jugar con él. Por suerte un día llegó Meraki una niña un poco "diferente, ya que venía de Etiopía y que había llegado para darle una buena lección y es que gracias a Maraki aprendió muchas cosas sobre África y algo muy importante: el valor de la amistad y de compartir ¿Cómo se lo enseñó? Tendrás que comprarte este álbum ilustrado si quieres saber más sobre él. 
Pequeños detalles como los mandilones de la maestra y de los niños, la aparición de renglones de caligrafía en el cuento, los pequeños detalles del aula como la Biblioteca denotan la vocación de la autora del libro por su profesión. 

Las ilustraciones de la mano de Marta Mayo son muy dulces y tiernas, nos encanta que aparezcan elementos que luchen por la igualdad y los juguetes no sexistas: niñas jugando al fútbol, Lucas en la portada con una barbie o niñas jugando a los coches. Esto no debería sorprendernos pero en la sociedad actual todavía un gran porcentaje de personas siguen pensando que los juguetes, los colores y los libros tienen sexo.

En resumen este libro es un buen recurso para enseñar que compartir es maravilloso, que compartir es vivir y que siempre recibirás lo que des, así nos acerca al concepto más real de la amistad.

Pero ¿qué más podemos trabajar con este cuento?

- África. En esta historia aparece Maraki una niña de Etiopía que enseña a sus compañeros dónde está el cuerno de África, qué animales hay allí como jirafas, antílopes o leones, así cómo el tipo de colegio al que iba en África. Esto nos da pie para aprender cosas sobre África: diferentes hábitats como el desierto, la selva y la sabana, los animales típicos de allí, las tribus que hay, vestimentas que suelen utilizar, etc. Todo esto dependerá en el nivel que estemos y los conocimientos previos de los alumnos/as.

- Los juguetes reciclados. A través del juego que nos enseña Maraki podemos trabajar los juguetes reciclados como el conejito tragabolas, esto nos ayudará para trabajar la importancia del reciclaje, las actividades plásticas y el cuidado por el medio ambiente. A través de internet podemos encontrar infinidad de ejemplos por ejemplo os dejo un enlace de Pequeocio donde encontraréis 38 Increíbles juguetes reciclados ¡de cartón! (Click aquí)
- Expresión plástica. Tras hablar sobre los juguetes reciclados y sus beneficios en relación con el cuidado del medio ambiente, podemos crear el conejito tragabolas que traía Maraki para lo que sólo necesitaremos una caja de cartón y pintura para colorear las orejas y la cara del conejo. 
Imagen descargada de google fotos.
Para las bolas podríamos utilizar pelotas que tengamos por el colegio o incluso alguna que puedan traer los niños ya que a través de internet encontramos que casi todos utilizan las típicas pelotas de plástico de colores de los parques infantiles. Si pretendemos trabajar el reciclaje quizás sea mejor esta opción y no invertir en comprar este tipo de bolas, además esto servirá para ver que es genial lo diferente y es más divertido que las bolas sean distintas ya que será más fácil encestar unas que otras y esto le dará dificultad y variedad al juego.

- Diferencias. A lo largo de toda la historia vemos como aparecen muchas diferencias: en el aula encontramos niños/as con el pelo rubio, castaño, moreno, con gafas y cuando llega Maraki encontramos incluso una persona con la piel de color más oscuro. Aquí podemos ver como la diversidad hace que un aula se enriquezca ya que cada uno aportará algo diferente. 
En este caso también encontramos las diferencias entre nuestros colegios y los colegios de Etiopía, la diferencia de recursos entre nuestro cole y los de otros países. Esto hará que muchos aprendan a valorar todo lo que tenemos a nuestra disposición en las aulas, así como les sorprenderán si analizamos las diferencias con los colegios de África, la India o Sudamérica donde algunos niños tienen que ir caminando por el río o por lugares peligrosos para llegar al colegio. 

Además esto puede servirnos para comparar nuestra clase con la de Lucas y Maraki, comparando la organización, los juguetes que tenemos y tienen ellos y nos ayudará a realizar descripciones para favorecer la ampliación de vocabulario. 

- Ubicación geográfica. Actualmente nos encontramos con gran diversidad en las aulas, cada vez nos encontramos un número mayor de nacionalidades diferentes en un mismo grupo, esto enriquece el grupo ya que nos deberíamos molestar en conocer su cultura, la ubicación geográfica anterior de esas personas y nos daría un bagaje cultural tan grande. Por ello podríamos colocar un mapa del mundo en la clase y en él colocar una foto de cada uno señalizando su lugar de procedencia, además iremos a lo largo del curso conociendo juegos típicos de esos lugares, tradiciones entorno a fechas concretas como carnaval, navidad o semana santa, así como costumbres o alimentos. 
- El valor de la amistad. Un punto clave de la historia es la amistad, cómo se forman lazos entre las personas y lo importante que es dar para recibir. Así nos encontramos con Maraki enseña a Lucas que los amigos comparten sus juguetes, su tiempo y sus aventuras y que si no estás dispuesto a dar no podrás recibir. Esta es una enseñanza que aprendemos desde edades tempranas pero que nos sirve para la vida adulta ya lo decía el refrán "Cada uno recoge lo que siembra". Esto nos puede ayudar para conocer en la clase quien tiene amigos, quien está más sólo y tras una conversación sobre el cuento podremos descubrir las relaciones más ocultas del aula. 
- Inteligencia Emocional. En esta historia nos encontramos con dos protagonistas muy diferentes. Lucas con una Inteligencia Emocional en construcción y Maraki con un Inteligencia Emocional que le permite entender a Lucas y saber cuándo y cómo enseñarle como se deben hacer las cosas. A través de esta historia podemos trabajar el enfado, la tristeza, el valor del perdón y la alegría que aporta la amistad.

Nosotras nos hemos enamorado de Lucas y Maraki, sobre todo de Maraki con sus rizos, su saber hacer y su saber enseñar lo mejor de las cosas: lo divertida que puede ser una caja de cartón, lo innecesario que es todo cuando lo que sobran son ganas y lo fácil que es perdonar un mal gesto para poder enseñar cómo se hacen las cosas. 

Si quieres hacerte con esta joya sólo tienes que ponerte en contacto con la autora de este libro en la página oficial del libro ¿Me lo prestas?, a través de una de sus páginas (las puedes encontrar al principio de este post) o en cualquier librería como Bibabuk Librería  o Papelería Oliver 

+ INFO:
Título: ¿Me lo prestas?
Autor/a: Sara Laso
Ilustrador/a: Marta Mayo
Editorial: Autopublicado
ISBN: 978-84-697-4608-0

No hay comentarios:

Publicar un comentario